Periódico digital de Astorga, Teleno, Tuerto y Órbigo 23/06/2017
Secciones
Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Sol Gómez Arteaga
18/07/2016

Decálogo para un 18 de julio

[Img #23085]

 

Cuando hace algo más de un año, concretamente el 30 de mayo de 2015, se inauguró el panteón de los represaliados de la Guerra Civil en Valderas, pueblo del que soy natural, y se hicieron entrega por parte de la ARMH de nueve restos de vecinos de la localidad exhumados en julio de 2012 en un paraje llamado 'El Grillo', muy cerca de Astorga, hubo quien dijo que la Memoria, además de llegar tarde, solo conseguía remover viejas heridas. Ello me hizo reflexionar, escribir este decálogo.

 

1. A los que dicen que esto de la Memoria Histórica llega demasiado tarde yo les digo que  sí, que desafortunadamente llega demasiado tarde para muchos que ya no están entre nosotros, pero no para todos, y que mejor tarde que nunca. También les digo que para entender esto escuchen con atención a los hijos octogenarios de aquellos hombres y mujeres que en torno al  18 de julio de 1936 fueron sacados de su casa, arrancados de su familia, alejados de sus tierras por la fuerza, y que nunca más volvieron a ellas. Si lo hacen así, si escuchan con atención verdadera, se darán cuenta de la necesidad que tienen de hablar, de sacar a la luz lo mal enterrado, de sanar heridas psíquicas, de alcanzar cierta paz necesaria.

 

2. A los que dicen que no se hable de política refiriéndose a lo ocurrido aquí hace 80 años, yo les digo que cualquier acto que implique a una colectividad, como seres sociales que somos, es un acto político, y no es que lo diga yo, ya lo decían los sabios griegos que inventaron el término.

 

3. A los que dicen que es mejor no remover el pasado yo les digo que antes de dar consejos examinen minuciosamente sus conciencias, luego hablen.  

 

4. A los que dicen que es mejor pasar página yo les digo que para pasar página hay que haberla leído previamente, y digerido y asimilado.

 

5. A los que dicen que “algo malo harían para matarles”, así lo dicen, yo les preguntó: ¿No es legítimo luchar por mejorar unas condiciones de vida y trabajo insoportables?, ¿acaso no habrían hecho ellos lo mismo?

 

6. A los que dicen que solo cuando hay subvenciones nos acordamos, yo les digo que no tienen idea de lo que hablan pero que desde la ignorancia, -quiero entender que solo es ignorancia-,  ofenden, y que nos hemos acordado siempre, es más, no nos cansaremos de acordarnos.

 

7. A los que dicen que abrir fosas es abrir heridas, yo les aseguro que no, que abrir fosas es justo cerrarlas en sano, y de una vez y para siempre.

 

8. A los que dicen que nos mueve el rencor y la revancha yo les digo que es conocer la verdad histórica lo que nos mueve y derribar así la que falsamente nos contaron. También nos mueve reparar la dignidad. La suma ambas, verdad y reparación, da como resultado la  justicia.   

 

9. A los que dicen que siempre estamos a vueltas con la Guerra Civil, yo les digo, parafraseando a Miguel García Bañales, que tanto está haciendo por la rehabilitación de las víctimas, “que la memoria propia no se expropia”, como no se expropia el miedo, como no se expropia el silencio, como no se expropia el derecho a olvidar, a quien así lo estime. No, no se puede quitar a nadie la libertad individual e inalienable de acordarse de los suyos.       

 

10. A los que, en definitiva, dicen que es mejor olvidar, yo les digo: ¡Cómo vamos a olvidarles si se lo debemos, si llevamos 80 años exactamente sin cumplir la deuda histórica que tenemos con Ellos, con todos Ellos, a fin de sacarles del terrible pozo de la desmemoria! 

Astorga Redacción. Periódico digital de Astorga, Teleno, Tuerto y Órbigo
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress