Periódico digital de Astorga, Teleno, Tuerto y Órbigo 25/03/2017
Secciones
Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Plataforma Ciudadana de Astorga por la Igualdad y Contra la Violencia
5/12/2016

¿Chica o mujer? (Carta abierta al equipo de Gobierno municipal)

[Img #25836]

 

Después de  los actos institucionales llevados a cabo el pasado 25 de noviembre contra la violencia machista, parece mentira que tengamos que enfrentarnos a la lectura de una supuesta oferta de trabajo bajo el logotipo del Ayuntamiento de esta ciudad. Queremos pensar que dicha propuesta y sobre todo la redacción del anuncio, parte de tan solo un miembro del equipo de gobierno, porque nos parecería increíble que el Ayuntamiento de Astorga hubiese dado el visto bueno a tal despropósito.

   

De entrada, la autoproclamación de dicho anunciante como intermediario en propuestas de trabajo probablemente sea ilegal, puesto que solo una persona legalmente acreditada puede acceder a los datos personales que los y las interesadas incluyen en un currículum para después interceder con terceras partes. Pero dejando a un lado esta gravísima falta de legalidad y profesionalidad, y a sabiendas de que la desesperación de muchas personas ante la falta de trabajo, les lleva a confiar o a “tragar” sin más remedio con este tipo de actuaciones, ponemos el punto de mira en el propio anuncio puesto que con nada más que dos líneas destruyen cualquier propósito o intención de trabajar firmemente contra la violencia machista tal y como aseguraron en los actos públicos del 25 de noviembre; ese trabajo implica luchar y oponerse a cualquier muestra de discriminación o trato desigual puesto que constituyen el primer peldaño hacia un acto de violencia machista.

 

Solo el encabezamiento ya resulta hiriente sin profundizar en el resto, el anuncio solicita “chicas o mujeres”. Lo primero de todo es que la oferta incumple el principio de no discriminación que exige la Ley de Empleo de 2003. La norma especifica en su artículo 22. bis, sobre discriminación en el acceso al empleo, que se considerarán discriminatorias las ofertas "referidas a uno de los sexos, salvo que se trate de un requisito profesional esencial y determinante de la actividad a desarrollar". Lo explicamos aquí por si el intermediario laboral, vista su poca profesionalidad, es desconocedor de una norma tan básica que también hace mención a alguna de las obligaciones de un verdadero intermediario, las cuales en este caso no se cumplen.

  

A pesar de la gravedad de todo el asunto, la  nota cómica aparece cuando en un alarde semántico el supuesto intermediario insta a la búsqueda de “chicas o mujeres”. Preferimos no adentrarnos en saber a qué se debe esa diferenciación, ni imaginarnos si es que una chica no llega a la categoría de mujer para poder aplicarle un tanto más de precariedad salarial al que probablemente ya tendría de por sí. Cabe preguntarse cuál es el puesto de trabajo, profesión u oficio, ¿o acaso “chica o mujer” lo son?, puesto que no se aclara nada más allá de que la experiencia y el saber cocinar es secundario, siendo para el sector de hostelería.

 

No nos adentramos en más cuestiones, para no alargarlo, pero sí nos preguntamos: ¿No existe una sola persona en el Ayuntamiento de Astorga con suficiente calado político, o en su defecto personal, para evitar que el logotipo del Ayuntamiento de esta ciudad ampare actuaciones de esta índole?

  

Las acciones sirven, los discursos sin el peso de las acciones se los llevan el viento o la lluvia. Es imposible creer en sus palabras contra el machismo y la violencia de género si no actúan y trabajan contra ello los 365 días del año. 

Astorga Redacción. Periódico digital de Astorga, Teleno, Tuerto y Órbigo
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress