Periódico digital de Astorga, Teleno, Tuerto y Órbigo 29/05/2017
Secciones
Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Aidan Mcnamara
4/05/2017

Los Negocios

 

  [Img #29115]  

 

 

Me llamo Natalia y tengo diez años y casi once meses. Cumpliré once años en junio. Bueno, eso es lógico, como diría abuela. Hoy ha sido un día muy bonito. Tenía deberes pero pasó mi abuela a visitarme y trajo unas cuantas Letizias, que son dulces de Oviedo en honor a la princesa de Asturias, y al final quedamos charlando sobre una parte de ellos, los deberes, quiero decir, una cosa rara de Alternativa a la Religión. Me ha ayudado mi abuela. 


Mi abuela me ha dicho que su madre necesitaba el permiso de su marido para obtener un pasaporte y que no había condones o ningún tipo de educación sexual. Al principio, yo no conectaba estos trozos de historia con la tarea a realizar. Y encima me ha contado que Letizia era periodista antes de casarse y que no hacen dulces en honor a los periodistas, pero mi abuela es muy buena, habla muy bien. O sea, me enseña como si estuviera viendo un video juego, lo hace interesante.


Primero me hace preguntas y luego me pregunta si estoy a gusto con lo que contesto. Que no hay prisa. Dice que es sólo para saber lo que ya sí sé. No es para desafiarme (bueno, un poco) o ponerme en evidencia. Me pone en videncia. Vale, este juego lo he pensado yo. Bueno en realidad ha sido un error al teclear mientras comía. (Busqué videncia en el diccionario y trae acción de vidente así que tuve que buscar vidente. Los del diccionario son unos pesados). Pero el error le ha gustado a abuela. 


Me preguntó quién me había leído los cuentecitos en la cama cuando era niña y quién me compraba ropa. Yo dije que mis padres, claro, pero abuela contestó que me había preguntado por quién. En singular. 


Mamá, supongo, que papá siempre estaba de viaje. Incluso quería vender agua en las Américas, cosa que nunca entendí yo, puesto que ya hay poca en Almería. O peor, África, donde no hay nada. Papá me compraba cosas y me invitaba a comer hamburguesas en lo que abuela llama los McBasura. 


¡Cómo me rio con abuela! La verdad es que me acuerdo de los domingos cuando papá cocinaba. Pero si pienso mucho en mamá, también es verdad que se encargaba de casi todo. Y además ella era trabajadora: quiero decir, que tenía un trabajo profesional fuera de casa. Era contable. Era muy elegante pero se quejaba de sus zapatos que tenía que calzar ‘para la oficina.’ 


Abuela me mira y me da un abrazo. Es muy cariñosa. Y siempre me ayuda con los deberes. Pero hoy me parece seria. Seria, como si yo fuera mayor, y me dice: Amor mío, vaya negocio para una chica tan joven y, como una actriz de teatro muy enfadada, entona, “Preguntad en casa sobre la baja tasa de natalidad o consultar el tema en Google.” 


(Abuela me ha explicado que ella llama a los deberes los negocios porque no son ocio).


Abuela, Google está chupado. Y además hay baja tasa de natalidad porque los padres no tienen tiempo. Y siempre hablan de dinero.


Mamá no pudo tener más hijos. Y murió poco después de un cáncer. Abuela me dice que se sorprende mucho de que yo me haya acordado de los tacones. No seas tonta, abuela, y le miro con orgullo. Eran mis juguetes preferidos. Ella suelta un taco que no voy a escribir aquí por feo, pero es muy conocido de todos modos.


Luego, tras traer la merienda, me pregunta si voy a tener hijos: 


-Natalia, ¿vas a querer tener hijos?


- No. Soy muy joven.


- Ya. Pero ¿cuando seas mayor, toda una mujer? 


-  ¡Ah! Bueno, pues sí. Y me gustaría tener gemelos, porque con dos bebés podría tener dos maridos, para ayudarme en todas las tareas, pero sobre todo porque cuando uno tuviera que marchar de viaje, el otro podría cocinar los demás días hamburguesas con queso de verdad.

 

(Abuela dice que colorín colorado es una horterada).


Fdo.: Natalia González Velasco
Abril, 2017

Astorga Redacción. Periódico digital de Astorga, Teleno, Tuerto y Órbigo
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress