Periódico digital de Astorga, Teleno, Tuerto y Órbigo 24/09/2017
Secciones
Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
ileon.com
3/09/2017

La red de carne de caballo no apta para el consumo sacrificó 18.000 animales en tres mataderos, entre ellos el de Astorga

El holandés Jan Fasen es el presunto cabecilla de la trama que distribuía la carne de caballo por toda Europa y que tenía uno de sus epicentros en Toreno.

Un total de 65 personas detenidas en España y desmantelada una red que distribuía carne de caballo no apta para el consumo humano por toda Europa. Este es el resultado de la operación 'Gazel' llevada a cabo por la Guardia Civil en colaboración con la Europol y que tenía uno de sus epicentros en El Bierzo, concretamente en el matadero de Toreno, según recoge este domingo El País en un reportaje de investigación.

 

Además de los 65 actuales investigados, las fuentes de la Guardia Civil consultadas por El País sostienen que este número podría aumentar y llegar hasta el centenar en una veintena de provincias españolas porque hay implicados desde empresarios cárnicos, ganaderos, comerciantes, veterinarios, particulares y hasta personal de la Junta Castilla y león. Se estima que la red sacrificó en un año, hasta que fue desarticulada en abril, alrededor de 18.000 caballos en los tres mataderos implicados: el de Toreno, el de Astorga y uno más en Segovia.

 

Detrás de esta trama, que se ha desarrollado en Francia, Portugal, Bélgica, Italia, Rumanía, Suiza, Holanda y Reino Unido, se encuentra el holandés Johannes Fasen, más conocido como Jan Fasen, que ya había estado inmerso en un escándalo alimenticio anterior tras localizarse carne de caballo etiquetada como vacuno en el año 2013. En 2016, tres años después de ese fraude, este holandés se encontraba de nuevo en el punto de mira de las autoridades y aparecía a las puertas del matadero de Toreno, que estaba siendo controlado también por irregularidades en la comercialización de carne de equino.

 

En estos momentos, Fasen, al igual que otros implicados, se encuentra en prisión tras ser detenido en un aeropuerto belga. Los cuerpos policiales y judiciales que llevan el caso, recoge el mismo periódico, le situan como el cerebro de esta trama. Otras siete personas, del total de 65 detenidas en un primer momento continúan en la cárcel acusadas de delitos contra la salud pública, falsedad documental, blaqueo de capitales y asociación criminal. Una red que según las primeras estimaciones podría haber logrado unos beneficios de hasta 20 millones de euros

 

Además de los 65 actuales investigados, las fuentes de la Guardia Civil consultadas por El País sostienen que este número podría aumentar y llegar hasta el centenar en una veintena de provincias españolas porque hay implicados desde empresarios cárnicos, ganaderos, comerciantes, veterinarios, particulares y hasta personal de la Junta Castilla y león. Se estima que la red sacrificó en un año, hasta que fue desarticulada en abril, alrededor de 18.000 caballos en los tres mataderos implicados: el de Toreno, otro en Astorga y uno más en Segovia.

 

Puedes leer aquí el reportaje completo de El País: La caída del emperador de la carne de caballo.

 

Astorga Redacción. Periódico digital de Astorga, Teleno, Tuerto y Órbigo
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress