Periódico digital de Astorga, Teleno, Tuerto y Órbigo 29/05/2017
Secciones
Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Redacción
14/10/2015

La Junta proyecta reformar la carretera de Astorga a Molinaseca en 2017

[Img #18617]

 

La tarjeta de presentación de Maragatería para los peregrinos del Camino de Santiago será adecentada a partir de 2017. Los alcaldes de alcaldes de Molinaseca, Lucillo, Santa Colomba de Somoza y Astorga han arrancado el compromiso a la Junta de Castilla y León para que arregle la carretera LE-142 entre Astorga y Molinaseca, que además de los habitantes de la comarca es transitada por miles de personas de numerosas nacionalidades camino de Compostela. La Consejería de Fomento invertirá 3 millones de euros para mejorara el firme y la señalización vertical, y en Astorga se resolverán los dos puntos negros de Valdeviejas y Murias de Rechivaldo.

 

El proyecto reclamado por los habitantes de la parte norte de Maragatería ha entrado en la agenda de la Dirección General de Carreteras e Infraestructuras después de la reunión mantenida hace dos semanas en Valladolid. En el encuentro con el responsable del área, Luis Alberto Solís, la delegación municipal entregó un informe de la Asociación de Amigos del Camino de Santiago de Astorga detallando las necesidades de la carretera que conduce a los peregrinos a la tumba del Apóstol. Éste fue uno de los argumentos que en mayor medida pesó para que el área de Fomento de la Junta haya aceptado un proyecto que fue acariciado por los regidores maragatos antes de la llegada de la crisis económica. Presupuestado en aquel momento en 15 millones de euros, se ha rebajado hasta los 3 millones porque las arcas autonómicas no pueden financiar en la actualidad ese tipo de obras tan costosas.

 

Además de renovar el asfaltado de la calzada y la señalización vertical de toda la carretera, la delegación astorgana en la que se encontraban el alcalde Arsenio García y su socio de gobierno, Pablo Peyuca González, plantearon acabar con dos puntos negros en el término municipal de Astorga: el hundimiento de la calzada en la salida hacia Valdeviejas que provoca la acumulación de agua y la formación de peligrosas balsas y el estrechamiento de la carretera en la zona del puente sobre el río Jerga a la altura de Murias de Rechivaldo donde se enchará y se contruirán arcenes por donde puedan transitar con holgura los peregrinos.

 

Una vez conseguida la mejora de la LE-142 ahora el regidor astorgano espera que la Diputación Provincial acepte reformar el tramo del Camino de Santiago entre Santa Catalina de Somoza y Rabanal del Camino.

Astorga Redacción. Periódico digital de Astorga, Teleno, Tuerto y Órbigo
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress